¿Usan tarjetas revolving los préstamos Santander Consumer abusivos?

La ley de segunda oportunidad y los productos financieros abusivos

Los créditos o préstamos personales son productos financieros que se ofrecen a personas que necesitan una determinada cantidad de dinero de forma rápida y puntual. Aunque a veces suponen una ayuda y un desahogo económico, cuando se acumulan pueden convertirse en un gran problema. No obstante, siempre hay soluciones para el sobreendeudamiento, como la ley de la segunda oportunidad.

Préstamos Santander Consumer

Los préstamos Santander Consumer ponen a tu disposición un crédito de hasta 10 000 € con una comisión de apertura de un 1,50 % sobre el importe total. El periodo de amortización comienza al mes siguiente del desembolso del préstamo.

Puedes iniciar el proceso de solicitud desde su página web. Para ello, el banco Santander dispone un simulador de préstamos personales en los que has de indicar el dinero que necesitas y el plazo de liquidación (máximo 72 meses).

De forma automática, el sistema calcula la cuota fija, los intereses anuales y la comisión de apertura. Si estás conforme con los términos, puedes iniciar la solicitud del préstamo de forma online. En cualquier caso, recuerda que lo más importante antes de firmar cualquier contrato es conocer muy bien las condiciones y los pros y contras del producto bancario.

¿Son abusivos?

Actualmente, existen sentencias firmes contra Santander Consumer Finance por tarjetas revolving con cobro de intereses usurarios. Este producto funciona como una tarjeta de crédito en la que los pagos quedan aplazados. De hecho, ni siquiera es necesario disponer de dinero en la cuenta para poder emplear la tarjeta o sacar dinero.

Aunque se trata de una solución de crédito rápido, Santander Consumer y sus préstamos continúan generando mucha polémica por diferentes motivos. En primer lugar, el cliente dispone de crédito permanentemente, pero con unos tipos de interés muy altos. Por otro lado, suponen un incentivo al consumo que puede acabar en un endeudamiento difícil de controlar. Afortunadamente, existen diversas vías y mecanismos para reclamar y obtener los intereses cobrados de forma abusiva.

Ley de segunda oportunidad para hacer frente a los pagos

Si este es tu caso o las múltiples cuotas te impiden hacer frente a tus deudas, también puedes acogerte a la ley de segunda oportunidad. Se trata de un recurso legal para personas físicas y jurídicas en situaciones de insolvencia. Gracias a este mecanismo, tanto particulares como autónomos pueden solicitar la cancelación total o parcial de sus deudas.

Además, en la ley de segunda oportunidad los requisitos se han flexibilizado tras la última reforma concursal. Entre las novedades más destacadas, encontramos:

  • Derogación del requisito de un previo acuerdo extrajudicial de pagos.
  • Introducción de la exoneración sin liquidación del patrimonio a través de un plan de pagos.
  • Ampliación de la exoneración a las deudas concursales y también contra la masa.
  • Plan de pagos de 3 a 5 años.

Si no puedes afrontar tus deudas y necesitas asesoramiento, no dudes en contactarnos. En Empieza de Cero contamos con abogados especializados en la ley de segunda oportunidad. Evaluaremos tu caso de forma personal y te ayudaremos a solicitar la cancelación total o parcial de tus deudas. ¡Libérate y empieza de nuevo!

Contacta con nosotros

Un especialista en la 2ª Oportunidad atenderá personalmente tu caso.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Comparte esta noticia
Facebook
Twitter
LinkedIn
Email
WhatsApp